¿Por qué se caen más las personas mayores?

Uno de los mayores riesgos los que deben de enfermarse las personas mayores es el riego a sufrir caídas.

¿Por qué son tan peligrosas las caídas en la tercera edad?

Aunque las personas jóvenes también se caen, las caídas en personas mayores suelen ser mucho más peligrosas. Se tarda más en recuperar los huesos rotos. Además, estas caídas pueden dejar secuelas que no se recuperan totalmente.

¿Por qué son más propensos a las caídas?

Principalmente, son 4 los motivos que aumentan el riesgo. Estos son:

  1. Enfermedades: La artritis y Parkinson traen consigo serios problemas de movilidad, lo que hace que las caídas sean habituales en la persona mayor. Por otro lado, las personas con hipotensión (presión arterial baja), pueden sentir mareos, lo cual aumente también el riesgo de caídas.
  2. Medicación: Los efectos secundarios de algunos medicamentos, pueden causar una amplia variedad de síntomas que incluyen mareos, fatiga, confusión y otros problemas de salud.
  3. Sedentarismo: Cuando no se realiza ejercicio de manera regular, disminuye la flexibilidad, la masa ósea, tonicidad muscular, etc. Todo esto trae consigo una pérdida del equilibrio, lo cual aumenta el riesgo de caídas. Muchas personas mayores limitan su actividad porque tienen miedo de caer. Algunas personas mayores ni siquiera se atreven a salir de la casa. Este miedo conduce a un estilo de vida sedentario.
  4. Falta de adaptación del hogar: La mayoría de las caídas de las personas mayores se producen en el domicilio. En ocasiones, con un pequeño cambio, se pueden prevenir la mayoría de ellas.

 

El uso de productos de apoyo como bastón, muletas, andador, etc, pueden ayudar a la persona mayor a sentirse más segura y prevenir un alto porcentaje de caídas.